2016(e)ko azaroaren 3(a), osteguna

Cosmovisión Arhuaca-Colombia

La sierra nevada de santa marta esta situada en el norte de Colombia, en la misma el pico Simón Bolivar destaca por sus 5775 metros de altitud situada a tan solo 42 Km de la costa, convirtiéndola en la montaña costera mas alta del mundo.
Los Arhuacos son una tribu indígena de la Sierra Nevada de Santa Marta que conviven en con otros tres grupos indígenas que son; los Kogis, Wiwas y Kankuamos. Todos ellos son descendientes de los Tairona, primeros indígenas de la sierra.
La historia de su tribu, costumbres, se remonta desde el principio, antes de que llegara la luz del sol (BUNKWAKUKWI), dicen que son nacidos del nevado y del mar, haciéndose llamar hijos de la madre naturaleza, y fueron dejados en la Sierra para velar y proteger el equilibrio de la misma. Los Arhuacos utilizan una lengua llamada IKA.
La sierra es Considerada como un cuerpo humano, donde los picos nevados representan la cabeza, las lagunas de los paramos el corazón, los ríos son las venas, las capas de tierra los músculos y los arboles el cabello, con esta base toda la geografía de la sierra es un espacio sagrado.

Para la tribu Arhuaca el pagamento es un rito primordial de su cultura, ya que sus creencias es devolverle a la madre naturaleza todo lo que les ha dado, este pagamento lo deben hacer los Mamos o lideres espirituales, su pensamiento indígena es proteger el equilibrio natural, de que si por ejemplo van a cortar un árbol, ellos primero piden permiso a sus dioses, que no son otros que las montañas y la misma naturaleza en si.
Su cosmovisión espiritual es el de vivir en unidad, en armonía con todos. El pueblo Arhuaco trata todo lo posible para que su cultura y sus costumbres prevalezcan en todo momento, por ello los ancianos transmiten el conocimiento de sus leyendas, dioses y pensamientos universales a los mas jóvenes, enseñan la manera que deben percibir el mundo. Hoy en día su mayor preocupación es perder sus raíces.

En el año 2005 fui a visitar a mi amigo Calixto, líder espiritual Arhuaco, viaje primero a Bogotá donde hice grandes amistades como Edwin o Yessica, mas tarde volé al norte, a Valledupar. Después de preparar víveres para varios días subimos a la sierra, primeramente oculto entre cajas en la parte trasera de un todo terreno y después caminando unas 7 horas desde Sabana Crespo. La situación del conflicto colombiano del momento era delicada, una semana antes de llegar a Valledupar fueron descuartizaros dos lideres Arhuacos, presuntamente a manos de paramilitares, algo que no animaba mucho a adentrarse en aquellas tierras....por no olvidar a las FARC, ELN, un ejercito corrupto e innumerables grupos de mercenarios sin identificar....vamos....muchos berracos en un tremendo quilombo.
Entre montañas, ríos y selva vive la familia de José, apenas dos casuchas al estilo mas ancestral Arhuaco y un trapiche para la producción de panela a base de caña de azúcar, alrededor una pequeña plantación de café, una pequeña huerta y plantas de ayu (coca). Con el algodón que recogen allí mismo tejen sus ropas y mochilas Arhuacas, las primeras son una labor que se ocupan enteramente los varones, en cambio las mochilas son cosa de mujeres. La recolección de las hojas de coca también es cosa de mujeres y los expertos varones quienes previamente la tuestan y la consumen (en la cultura Arhuaca la coca es considerada parte femenina de la naturaleza por lo que las mujeres no la consumen). Mambear la coca es conexión con la madre naturaleza, la coca aporta innumerables nutrientes, mezclada con polvo de conchas marinas crean una parafina que se impregna en el poporo (pequeña calabaza), significando esta la evolución espiritual de la vida de cada Arhuaco.
Varios días de convivencia sirvieron para entender un poco la forma de vida y rituales, la comunión y armonía con la naturaleza era plena, algo que hacia pensar mucho en nuestras formas de vida occidentales.
Posteriormente visite a muchos lideres Arhuacos destacados, (conocí al mamo Kuncha, el líder de todos los Mamos), viaje a Pueblo Bello, que apenas había caído en manos del ejercito en una sangrienta batalla contra los paramilitares, de allí subí en compañía de Calixto a Nabusimake, como dice su nombre; donde nace el sol....el corazón de la Sierra nevada de santa Marta y los Arhuacos...un lugar mágico, en el que los numerosos retenes del ejercito me aseguraron que era a su vez territorio peligroso en manos de quien sabe....y que era muy probable que no regresara.....ummmm.....estaba asustado guey....

Finalmente regrese a Valledupar donde la magnifica cocina de Marta (un restaurante callejero) y los numerosos encuentros con otros berracos me hizo imaginar en lo maravilloso que seria vivir en aquel lugar libre de guerras y conflictos, con una gente que en todos los encuentros me acogieron como un hermano.

Entre amigos en Bogota...



Vista de la Sierra Nevada de Santa Marta


El rio Guatapurí, sagrado para los Arhuacos..






Subiendo a la sierra..





Calixto, impregnando de parafina su poporo...



El trapiche donde cuecen la panela.



Un caracolí....hermosote no?








El Mamo José...


Tostando el café.


El Ayu (hojas de coca) se tuesta para una mejor absorción de sus propiedades.

































Subiendo a Nabusimake.








Con el mamo Kuncha...













(foto Jasid Campos, cedida por la asociación de ayuda a los Arhuacos Niños del cielo)


Camino a Pueblo Bello


Vision general de Nabusimake (foto Jasid Campos, cedida por la asociación de ayuda a los Arhuacos Niños del cielo)

1 iruzkin:

  1. Aunque no te has lucido precisamente con la inmediatez del reportaje, sí con su contenido (supongo que has tenido tiempo para prepararlo). Muy interesante, y una auténtica aventura... Ah, y muy buenas fotos.

    ErantzunEzabatu

Aqui esta para enviar un comentario